Menu

Sonido Distorsionado

Música y Sonido con mucha Distorción

Música para las hormonas, música para adolescentes

Daddy Yankee, Nicki Minaj,  Tito el Bambino, Wisin y Yandel, Rihanna, entre otros, son los famosos que han alcanzado el éxito por hacer bailar hormonas siguiendo una fórmula ya gastada de tanto uso.

Cortesía de MusicFYI MondoTunes

Cortesía de MusicFYI MondoTunes

La música emocional

Sí queremos enumerar la cantidad de aquellos llamados músicos de hoy en día que deben su éxito al furor hormonal de los adolescentes, podríamos pasar toda una noche y veinte posts sin poder acabar. Y es que con estos artistas el contenido no es prioridad, su música no es excelsa en calidad y su mensaje no solo tiende ser ambiguo sino perjudicial en muchas ocasiones.

Y es que los adolescentes adoran el desconocimiento de lo establecido, la burla a los estatutos morales y no quieren pensar demasiado, lo puedo decir yo y cualquier otra persona: todos hemos sido adolescentes. Bandas como Die Antwoord, Sonic Youth o The Sex Pistols, son proyectos musicales que alcanzaron la fama y el reconocimiento por poder ayudar a drenar y comprender la ira de los jóvenes que no saben como lidiar en un mundo donde tiene que definir su propia identidad, pero que no necesariamente es compatible con lo establecido.

El rey del rock and roll era el emperador de las hormonas

Música para las hormonas, música para los adolescentes 2

Este es el momento donde tenemos que hablar del Rey, Elvis Presley: un ícono de la música contemporánea, el que marcó un antes y un después.

Tenemos que recordar que Elvis apostó a un público joven y hormonal, y aunque no me quieran creer, sus movimientos en la televisión y su música eran tan o más obscenos que el video musical de Ninki Minaj, Anaconda. Para ese momento EE.UU. estaba saliendo de un depresión económica y fue el color y los ritmos energéticos los que hicieron contraste a una época gris y muy conservadora. Los bailes de nuestras abuelas, que se movían al ritmo del llamado “El Rey”, eran actos de obscenidad desenfrenados por la pasión de ser adolescente.  

No se debe malinterpretar mis palabras, Elvis era un gran cantante, un buen músico y un excelente showman, pero su falta de recato de aquel entonces fue el factor crucial que lo inmortalizó.